Capítulo 31: Dungeon Battle, el inicio de la guerra.

Capítulo 30ÍndiceCapítulo 32


Con eso, tres días después de haber decidido tener una Dungeon Battle, llegó el día de la guerra.

 

– …L-lo logramos, de alguna forma… (Rokuko).

– No, en realidad no fuimos capaces de hacerlo, pero… usamos mucho DP de golpe… (Keima)

– No pusimos todos juntos nuestra fuerza de guerra eh… (Rokuko).

 

Nos abastecimos de muchas cosas. No solamente de defensa, sino también de ataque. De todas formas, mi objetivo es el Dungeon Core rival… Bueno, me aseguré de usar el DP apropiadamente. Estaba siendo económico, pero aun así gasté alrededor de 80.000. Sin embargo, eran gastos necesarios. Ya extraño los tiempos cuando estaba preocupado por cosas de 100 DP o 500 DP…

 

– Quiero decir, Kehma… esa almohada, ¿Qué es? (Rokuko).

– ¿Eh? ¿Esto? Es la [Almohada Celestial (10.000 DP)]. ¿Por qué preguntas? (Keima).

 

10.000 DP de los 80.000 DP que fueron usados.

No, esto no era un desperdicio ¿sabes? ¿No es esencial un eficaz descanso para un trabajo de manera óptima? Por eso, la [Almohada Celestial] era un gasto necesario.

 

– … ¿Qué obtengo yo? Aún tenemos DP sobrantes ¿cierto? (Rokuko).

– Por ahora, aunque el DP sobrante es para hacer frente a lo que suceda… ¿Qué tal invocar 10.000 DP en Goblins? (Keima).

– ¿Por qué Goblins? ¡No me gustan tanto, sabes! (Rokuko).

– Entonces, después de que termine la batalla, Rokuko puede usar 10.000 DP en la forma que quiera. Ya sea Gachapon, Goblins, o Dragones, o Goblins… o Goblins. (Keima).

 

De todas formas, como resultado de la gran renovación, le dimos utilidad a la mayor parte de la cueva que eran rocas peladas y tierra. Ya no podía ser llamada [Cueva Ordinaria] nunca más, era una Dungeon imponente. Debería pensar en un nuevo nombre… Eh, no lo haré tan pronto ahora que tengo ganas.

 

– Meat también hizo un buen trabajo. (Keima).

– …. Hahi… (Meat).

 

La acaricié estando completamente exhausta. Aunque parecía cansada, su cola de cachorro se meneaba de un lado a otro.

Parece que podríamos lograrlo. No puedo recordar la cantidad de Golems que he hecho en estos pasados tres días… incluso hice Golems que no eran híbridos. Sip. Rokuko incluso dijo algo maleducado como “Eh—¿estás haciendo de los normales también?” Bueno, eso es porque los Golems normales eran Golems que se convirtieron en mano de obra. Aunque eran mezclas de piedra y arcilla. Dividirlos habría sido problemático por lo que sólo los utilicé sin preocuparme. Aunque lucían como Golems de arcilla ¿creo?

 

*

 

– ¿Cómo fueron los preparativos? Chloe. (Haku)

– Todo fue sin problemas. (Chloe)

 

La Dungeon [Prueba Blanca] derivada del [Laberinto Blanco] de la Capital Imperial.

La Dungeon repentinamente apareció un poco lejos de las afueras de la Capital Imperial. Por supuesto, esto es del Dungeon Core No. 89… la Dungeon que Haku colocó para el Dungeon Battle de esta ocasión. Desde luego, fue nombrada por la misma Haku. Decidió registrar ese nombre en el Gremio de Aventureros cuando la Dungeon Battle haya terminado.

 

Esta Dungeon hecha con más de 50.000 DP tenía 5 pisos en total.

Minotauros vagando, lanzas surgían de pisos y paredes, y trampas de flechas estaban colocadas por todas partes. Además, Hombres lagarto patrullarían los alrededores.

Y, entre los monstruos, por aquí y allá había unos cuantos armados con armas mágicas de alrededor de 10.000 DP cada uno… Correcto, varios.

 

– A propósito, Chloe. Se siente como si mi arsenal de armas hubiese ¿disminuido? (Haku).

– ¿Quizá fueron sacados por la Décimo Séptima División de Caballeros el otro día? ¿Deberíamos castigarlos severamente? (Chloe).

– Ah, no se puede evitar entonces. Aunque siento como si recordara algo así como un hacha de Minotauro, de seguro debe ser otra cosa. (Haku).

– Las hachas son, a menudo, así. (Chloe).

– ¡Ah!, parece que hombres lagartos entraron. (Haku).

– Esta área era originalmente un jardín rocoso de Hombres lagarto. (Chloe).

– Pero ¿no tienen esos primitivos nada que ver con nosotros cuando llegamos aquí? (Haku).

– No hay nada que hacer al respecto ya que vinieron por cuenta propia. (Chloe)

 

… Obviamente, ella estaba ocultando que los 50.000 DP no cubrieron todo.

Por supuesto, ya que no usó DP por ellos, no había problemas con las reglas. En cuanto a la Décimo Séptima División de Caballero cuyos crímenes habían aumentado… recemos por su felicidad en el otro mundo.

 

Aun cuando estaba recién hecha, regresar con vida de esta [Prueba Blanca] sería difícil para los nuevos aventureros. Incluso un equipo de aventureros «Rango C», conocidos como los de clase intermedia, lo encontrarían difícil de completar.

Incluso los «Rango B» lo tendrían que llamar difícil debido a la cantidad de monstruos ansiosos esperando el comienzo de la batalla en la entrada.

 

Para su ofensiva, ella había preparado quince minotauros (3.000 DP), Cincuenta Hombres Lagarto (200 DP), y cien Goblins (20 DP).

Haku los eligió deliberadamente, eran monstruos eficientes en DP. Al menos tenía un mínimo de conciencia. Ninguno de su ofensiva estaba equipado con armas mágicas.

 

– Entonces, ¿Qué tal si comenzamos pronto? Chloe, da la señal. (Haku).

– Sí, como Ojou-sama ordene. (Chloe).

 

Abriendo el menú, señaló la [Cueva Ordinaria].

Estaba acostumbrada a hacer grandes gastos como este.

 

– No. 695- chan, ¿puedes oírme? (Haku).

– [¡Ane-sama! ¡Sí!, ¡puedo escucharte! Por favor, trátame bien hoy—] (Rokuko).

 

Una bella voz fue transmitida a través del menú. Una sonrisa se asomó en el rostro de Haku.

Cuando pienso que…después de esto, estaré atacando incesantemente a esta niña, en verdad me excita.

Sin embargo, tendría cuidado de no excederse y ser odiada. Haku estaba pensando en ello.

 

– Fufu, me pregunto si tus preparaciones están completas. (Haku).

– [¡Cuando quieras!] (Rokuko).

 

– Entonces…estamos yendo. Dungeon Battle, ¡Comienza! (Haku).

 

Las palabras de Haku señalaban levantar el telón de la guerra.

 

*

 

Una Puerta apareció en la entrada de la Dungeon cuando comenzó.

Golems preparados por la [Cueva Ordinaria] se amontonaron en la puerta del oponente, el cual era lo suficientemente amplia, incluso para que un grupo de caballeros pasase a través.

 

– Ya veo, Golems… entonces eligió monstruos de alta eficiencia para la ofensiva. Ciertamente es barato preparar un buen número de Golems de arcilla. (Haku).

 

Los Golems tenían la característica de ser capaces de moverse cuanto quisieran dentro de las Dungeons, las cuales estaban llenas de mana, por lo que sus costos de mantención eran excelentes. Sin embargo, sus tiempos de reacción para atacar y defender eran lentos y no eran rápidos en absoluto.

 

– Has atacar a los Hombres lagarto. (Haku).

– ¡Hombres Lagarto! ¡ataquen!

 

Ambos ejércitos se apresuraron a la puerta. Haku, que había determinado que los Golems simplemente destrozarían a los Goblins que había invocado, tenía a los Hombres lagarto dirigiendo el asalto. El turno de los Goblins vendría después de empezar la captura de la Dungeon como exploradores. No era tiempo de conocer la derrota.

 

Saltando a través de la puerta, los Hombres lagarto cortaron a los Golems. Aunque algunos fueron aplastados bajo los pies contra el suelo, debido a su velocidad superior, la mayoría fue capaz de convertirlo en una batalla unilateral… mientras tanto, la [Prueba Blanca] era invadida.

 

– El enemigo ha invadido.

 

La lamia reportó fuerzas enemigas en el mapa. Esta persona era también una de las sirvientas de Haku. Este día, cinco de las sirvientas de Haku estaban en la sala del núcleo, Chloe incluida. La armadura viviente estuvo a cargo de dar indicaciones al asalto de Hombres lagarto momentos antes.

Aunque sus presentaciones fueron retrasadas, la alineación de la [Prueba Blanca] para la Dungeon Battle era la siguiente.

Amelia, la Lamia, a cargo de la defensa.

Dolche, el Espectro, a cargo del reporte de daños.

Sally, la Armadura Viviente, a cargo de las fuerzas de combate ofensivas.

Micha, la Gata de Guerra, a cargo de la fuerza de exploración ofensiva.

Luego Chloe, la Succubus, asistente general de Haku.

Haku haría en general decisiones de criterio y supervisión.

 

– Número de intrusos… ¡¿aproximadamente doscientos?!

 

Sus sirvientes temblaron por el reporte de Dolche.

 

– ¡¿Bromeas cierto?! ¡No hay forma que haya tantos! Incluso puedes ver que no hay tantos…—

– ¡No es eso! ¡Los enemigos!, ¡no son Golems!… ¡son ratas!

– ¡¿Ratas?!

 

Sorprendida, Haku instintivamente alzó su voz.

Aparentemente, los Golems invasores fueron cargados con cajas llenas de ratas. Por supuesto, hubo una reacción hostil a cada una de ellas, por lo que fueron especialmente invocadas y puestas bajo control. Incuestionablemente, las ratas eran enemigas. Si tan siquiera una alcanzaba el Dungeon Core, el falso Núcleo del lado de la [Prueba Blanca], sería una derrota.

Los Golems de la [Cueva Ordinaría] abrieron las cajas de su carga, permitiendo a las ratas desparramarse.

 

– ¡Rápido! ¡Extermínenlas!

– ¡No sirve de nada! ¡los minotauros no pueden deshacerse de ellas por ser tan pequeñas!

– ¡Envíen la mitad de los Goblins a exterminar a las ratas! ¡Será malo si dejamos esto así!

– ¡Han atravesado el primer piso! ¡El enemigo está invadiendo el segundo piso… enemigos totales… alrededor de quinientos!

– ¡¿Las trampas?!

– ¡Son inútiles! ¡Son demasiado pequeños y no están siendo golpeados!¡La cantidad siendo golpeada por las flechas es como disparar bolas de fuego a un lago!

– ¡Dirige los Hombres lagartos de la Dungeon! ¡Extermina las ratas! ¡Extermina las raataaas!

 

Sus sirvientas rápidamente se precipitaron.

Haku, por otro lado, recuperó su compostura.

 

– Lo pensó bien, ratas son usadas para explorar.

– Eh, eso… es sólo cuestión de tiempo hasta que terminen. Perdón, llegaron a la recta que lleva a las escaleras del primer piso.

– Está bien, Chloe. Esto fue de verdad inesperado, me pregunto qué es lo siguiente. Es la primera vez que ha sido tan difícil… Ah, Amelia, instala algunas trampas de llamas en los pasajes del tercer piso, deberían darnos algo de tiempo.

– Ah, ¡gracias!

 

Si el piso era diferente de la que los invasores estaban, las trampas podían ser colocadas. La trampa era algo cara, pero no se podía evitar.

Pero calmó a Haku.

Aunque las ratas eran ciertamente excelentes como exploradores, no podían completarlo.

Ya que la recamara del jefe estaba colocada en frente de la habitación del núcleo, la habitación del núcleo no podía ser alcanzada sin derrotar al Minotauro Rojo, que era el jefe.

 

– Los Golems parecen haber sido contenidos. Nuestra invasión puede continuar.

– Sí, mientras más rápido lleguemos a su núcleo, más pronto puedo ver a No. 696-chan…

 

*

 

– Oooh, bieeen. (Keima).

 

Al verlos moverse continuamente a través de las construcciones ante mí en el mapa, murmuré mientras me conmovía.

 

– Oye, están llenando el mapa con una sorprendente fuerza… pero ¿Por qué están sus tropas yendo tan lejos de esa forma? ¿Hay alguna ventaja para No. 89 Ane-sama? (Rokuko).

– Podría decirse. Aunque no creo que un triunfo es posible con eso. (Keima).

 

Como se esperaba, el mapa del Dungeon enemigo no aparecerá en la Dungeon Battle.

Era lógico, ya que hacer un laberinto no tendría ningún sentido si pudieran ver el mapa del lugar desde el principio. Si sabían dónde el Dungeon Core estaba, habría sido aburrido.

Aunque en el lado defensor, el mapa era mostrado como siempre con los enemigos señalados para ver cómo iba yendo la invasión.

 

– Goshujin-sama, el cuerpo de avanzada del grupo Golem, todos los cincuenta. Aniquilados. (Meat).

– Sí, justo a tiempo. (Keima).

 

A propósito, ese grupo de Golems fueron casi en su totalidad Golems de arcilla creados con [Crear Golem]. Golems invocados fueron colocados en la vanguardia, un regalo por ser económico. También podría ser llamado por usar chatarra. Muy económico. Sobre todo, ser tacaño con los DP era bueno. Aunque usé piedras mágicas y así no levantar sospecha, aun así, era un décimo del costo original.

Además, sus cuerpos destrozados podrían ser reciclados recogiéndolos si estaban en la Dungeon. Igualmente, sus piedras mágicas si no eran destruidas.

 

– Entonces, lo siguiente son los agujeros trampa que Meat cavó. Me pregunto qué pasará. (Keima).

 

Suavemente froté la cabeza de Meat, viendo el progreso de la Batalla.


Capítulo 30ÍndiceCapítulo 32

10 pensamientos en “Capítulo 31: Dungeon Battle, el inicio de la guerra.

  1. Pingback: Lazy Dungeon Master cap 31!!! – Gustang Translations

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s